Reina Letizia con vestido rojo de gala

Los dos vestidos de gala con los que doña Letizia conquistó Suecia hace 11 años

La Reina vuelve esta semana al país escandinavo por primera vez desde la boda de los príncipes Victoria y Daniel

por Paula Callejo

Mañana los Reyes ponen rumbo a Suecia con motivo de su primer viaje de Estado en el país escandinavo, el cual tiene como objetivo estimular las colaboraciones tras la pandemia con un punto de vista innovador y sostenible. Durante estos tres días, don Felipe y doña Letizia contarán con una agenda oficial repleta de actos, entre ellos, una cena de gala y una recepción de tarde, dos ocasiones en las que seguro la Reina deslumbrará con looks para el recuerdo (y, esperamos, piezas del joyero real). A falta aún de varias horas para descubrir estos esperados estilismos, echamos la vista atrás y recordamos la última vez que estuvieron en Estocolmo. Fue en junio de 2019 y por un motivo muy especial: la boda entre Victoria y Daniel de Suecia, que reunió a gran parte de la realeza europea en la Catedral de San Nicolás.

Reina Letizia con vestido rojo de galaVER GALERÍA

Uno de sus looks más icónicos

Como es habitual en este tipo de enlaces reales, la noche antes de la ceremonia celebró una cena de gala en la que los invitados mostraron su imagen más elegante. Como es lógico, la absoluta protagonista fue la futura novia y su vestido de Elie Saab, un modelo que recuperó en 2020 para celebrar su aniversario, pero hubo otros tantos looks de cuento dignos de mención, como los de Máxima de los Países Bajos o doña Letizia. La por aquel entonces princesa de Asturias llegó del brazo del príncipe Felipe y dejó tanto a los presentes como a la prensa internacional boquiabiertos con su espectacular diseño. Puso el toque de color a la noche apostando por una pieza de la que se convertiría más tarde en su tonalidad más característica: el rojo.

- Los mejores looks vistos en la preboda de Victoria y Daniel de Suecia

Reina Letizia con vestido de gala rojoVER GALERÍA

Todo al rojo

Escogió un vestido palabra de honor con cuerpo drapeado y falda larga decorada con cintas de seda en relieve obra de Felipe Varela, quien, a día de hoy, continúa siendo su gran aliado para las citas más importantes. Lo llevó con chal a tono, clutch tipo baguette con el mismo efecto texturizado, pendientes de aro y brazalete de diamantes. En cuanto al look de belleza, dejó su melena suelta, peinada con raya al medio y ondas marcadas.

Objetivo 'fitness': conseguir unos brazos como los de doña Letizia

Reina Letizia con vestido de gala nudeVER GALERÍA

La invitada perfecta

Al día siguiente, para la celebración del enlace, la mujer del entonces heredero al trono llevó un vestido de color nude de manga corta, escote cuadrado y cuerdo recto cubierto de flores de gasa en acabado 3D. Este diseño, que realzaba especialmente su figura, estaba firmado también por Felipe Varela. Para completar su estilismo, lució un moño trenzado muy original coronado por una tiara floral de Mellerio, confeccionada en platino y diamantes talla brillante y talla perilla. Esta joya fue un regalo que el Gobierno español hizo a doña Sofía el día de su enlace con Juan Carlos I y que la infanta Cristina llevó el día de su boda con Iñaki Urdangarín. Remató con un bolsito de mano tipo saco de acabado satinado y sandalias de plataforma a juego.