Imagen 1/1
Angelina Jolie rompe récords en su debut en Instagram -con motivos solidarios-

Angelina Jolie rompe récords en su debut en Instagram -con motivos solidarios-

Hace apenas unos días, Angelina Jolie debutó en Instagram y como era de esperarse, revolucionó esta red social. De inmediato, la actriz comenzó a sumar seguidores y en tan sólo una hora ya rebasaba el millón, rompiendo así la marca que tenía Jennifer Aniston, quien inauguró su cuenta en esta plataforma en diciembre de 2019 con una foto junto a sus compañeros de Friends. Desde el pasado 20 de agosto hasta este momento, la estrella de Maléfica tiene más de 8 millones de seguidores, cifra que seguramente seguirá creciendo. El sorpresivo ingreso de Angelina al mundo de las redes sociales tiene una razón muy importante que está relacionada con su labor humanitaria. En su primera publicación, la intérprete de 46 años compartió una desgarradora carta de una joven afgana hablando de cómo ha cambiado la vida de las mujeres en su país luego de que los talibanes tomaran el control. “Esta es una carta que me envió una adolescente de Afganistán. En este momento, el pueblo de Afganistán está perdiendo su capacidad de comunicarse en las redes sociales y de expresarse libremente. Así que he recurrido a Instagram para compartir sus historias y las voces de aquellos que luchan por sus derechos humanos básicos en todo el mundo”, escribió Jolie para explicar su debut en la red social. La actriz, que fue nombrada Enviada Especial del Alto Comisionado de Naciones Unidas para los Refugiados en 2012, ha trabajado activamente para ayudar a l pueblo afgano, especialmente a las niñas, y ha sido partícipe de los esfuerzos internacionales en pro de su educación. “Empecé a trabajar con personas desplazadas porque creo apasionadamente en los derechos humanos. No por caridad, sino por un profundo respeto por ellos y sus familias, y todo lo que continúan superando, a pesar de tanta persecución, desigualdad e injusticia”, expresó Angelina en su segunda publicación en Instagram, la cual ha acompañado de gráficas y datos duros sobre la dolorosa realidad que viven muchas personas, no sólo en Afganistán, sino alrededor del mundo.